La importancia del juego en el desarrollo infantil

Si alguien nos pregunta qué significa “jugar”, lo que nos puede venir a la cabeza es correr, saltar, jugar con muñecos, lanzar la pelota… y es por ello que en este post queremos hablar sobre la importancia del juego en el desarrollo infantil. Jugar no solo es importante por su carácter lúdico y de diversión, sino también por su función educativa y de aprendizaje.

¿Nos acompañáis en esta nueva cita con la Escuela de Padres?

La importancia del juego en el desarrollo infantil

Como ya hemos comentado, el juego es una actividad necesaria para que el niño se desarrolle de una forma integral. Les permite representar, explorar, construir, descubrir y conectarse con el mundo que les rodea. A medida que el niño se va desarrollando y va adquiriendo otras habilidades, la forma de juego también irá variando.

Los niños necesitan repetir las cosas para poder aprenderlas y una buena forma es por medio del juego. No podemos olvidar que el niño juega no sólo para repetir situaciones que le gusten, sino también, para elaborar las que le producen dolor. Los niños representan a través del juego situaciones vividas por él mismo o por la familia. Podemos decir que el juego es una forma de expresión de lo vivido sin lenguaje oral, que le ayuda a elaborar conceptos y a resolver posibles conflictos.

¿Para qué sirve el juego?

El juego puede desarrollar diferentes capacidades en el niño:

  • Afectivas: El juego es una forma de contacto entre los niños, a través de él puede desarrollarse la empatía, estrecharse las relaciones y fortalecer los vínculos.
  • Emocionales: Por medio del juego los niños pueden expresar y satisfacer sus deseos. Es una buena forma para poder expresar sus emociones y descargar energía.
  • Sociales: Favorece el aprendizaje de normas sociales para poder jugar con otros compañeros.
  • Creatividad e imaginación: Hay muchas formas de juego y combinaciones posibles. Es muy positivo que los niños dejen volar su imaginación a través de él.
  • Físicas: Los niños ejercitan su coordinación psicomotriz y la motricidad gruesa y fina; y además es bueno para tener un buen desarrollo físico.
  • Desarrollo de los sentidos: Pueden diferenciar formas, tamaños, olores, sonidos, texturas, etc.

 

Recomendaciones:

  • Juega con tu hijo para disfrutar, con el objetivo de compartir con él un momento divertido.
  • Recuerda que jugar no siempre tiene que ser algo didáctico.
  • Participa en el juego que el niño está realizando (Ejemplo: da voz a los personajes, actúa como si fueses uno de ellos…)
  • Dedica un tiempo todos los días, reserva un hueco en tu agenda para jugar sin prisas.
  • Para desarrollar la imaginación y la creatividad del niño, utiliza diferentes materiales para jugar e imagina que los objetos tienen una función diferente a la esperada (Ejemplo: Un cajita de cartón puede utilizarse como bañera para muñecos)

Imagen principal: Photl.com

video
Afectiva

Afectiva es una escuela de desarrollo emocional y social ubicada en Madrid. Somos un equipo de psicólogos dedicados a fomentar la Inteligencia Emocional en niños, adolescentes y familias. Nuestro objetivo es crear un espacio de aprendizaje adaptado a las necesidades personales.

¡Animate! Deja tu comentario...

  1. (requerido)
  2. (email válido requerido)
  3. (requerido)