¿Habéis visto alguna vez esas tartas que al cortarlas tienen en su interior un diseño? La más clásica es la cuadriculada, como un tablero de ajedrez, pero últimamente se están viendo diseños increíbles. Yo cuando las veía pensaba que era imposible hacerlas en casa, hasta que descubrí esta tarta fácil con corazón sorpresa: ¡es increíble lo sencilla que resulta hacerla!

No necesitaremos grandes dotes de repostería para preparar esta tarta de cumpleaños original y sorprender a todos. Veréis con un detallado paso a paso que es muy sencilla ¡y resultona!

¿Queréis saber cómo se hace?


He visto esta tarta en I am Baker. Si os queda alguna duda o queréis ver más fotos, visitad el enlace.

Ingredientes

  • 4 bizcochos redondos bajos  (podéis utilizar una de las recetas de bizcochos de Pequerecetas)
  • 1 bizcocho teñido de rojo
  • un glaseado o crema firme para rellenar y decorar.

Cómo hacer la tarta con corazón sorpresa

Lo primero que haremos será preparar los bizcochos. La tarta debe ser redonda, y tendrá 4 capas. Debemos hacer las 4 capas por separado porque necesitamos que los bizcochos tengan cierta rigidez, para poder manejarlos sin problemas. El bizcocho rojo puede ser de cualquier formato, ya que lo desmigajaremos.

Con un cuchillo quitamos un poco de ‟cáscara” a la superficie de los bizcochos, y los rellenamos de a dos, obteniendo dos  tartas de dos capas cada una. Las llevamos a la nevera por aprox. 20 minutos, para que el relleno quede firme. Mientras tanto desmenuzamos con un tenedor el bizcocho rojo, y lo mezclamos con aprox. un vaso de la crema del relleno, formando una pasta algo suelta.

Quitamos de la nevera las dos tartas. Para que al cortar la tarta en el interior se vea el corazón, lo que haremos es calar el interior de la tarta con una forma precisa que os explicaré ahora. Ayudándonos con alguna forma circular apenas más pequeña que las tartas, marcamos un círculo interno en las dos que nos servirá como guía.

En la primera tarta cavaremos en forma de cono, sin llegar hasta le fondo, como se ve en la imagen. Es importante usar un cuchillo bien afilado, y que la tarta y el relleno estén bien firmes:

paso a paso para hacer una tarta con corazón en en interior

En la segunda tarta también debemos cavar un cono, pero esta vez debe tener una ‟montañita” en el centro. Podemos empezar cortando todo el perímetro del círculo con un cuchillo, y luego desde el centro hacer otro corte en diagonal. Luego vamos quitando de a poco la miga hasta que nos quede como en la foto:

receta de tarta con corazón en el centro

Ya hemos completado la parte más difícil. Ahora solo nos queda rellenar las dos cavidades con el bizcocho rojo, presionando un poco, y llevarlas a la nevera por 20 minutos.

Después de este tiempo en la nevera, podemos montar la tarta. Ponemos crema en todo el borde de la tarta inferior (la que no tiene montañita).

Colocamos un plato o fuente sobre la tarta superior (la de la montañita) y la giramos. Luego la deslizamos con cuidado sobre la tarta inferior. Cuando la tenemos ya centrada, podemos decorarla, cubriéndola con crema.

cómo hacer una tarta con corazón en el centro

¿Qué os ha parecido? A mí me ha encantado, es muy original, perfecta para una fiesta de cumpleaños de niñas con glamour. Si estáis buscando una tarta para niños, no os perdáis esta tarta de cumpleaños fácil de Batman¡seguro que les encantará!