Se acerca Carnaval y comenzamos en pensar a los disfraces. Los niños muchas veces se enamoran de los suyos, al punto que no quieren quitárselos para nada, y si fuera por ellos ¡se bañarían también con sus disfraces! Hoy os traemos la solución: un disfraz de dinosaurio hecho con una sudadera que podrán seguir utilizando después de Carnaval.

Si os gusta la ropa infantil original y divertida, este disfraz casero de dinosaurio que podréis seguir utilizando como sudadera es perfecto para vosotros. Es que lo tiene todo: es un disfraz rápido como estos 5 disfraces fáciles para hacer en una tarde que os mostramos hace un tiempo, pero además podéis seguir usándolo después de Carnaval como una sudadera común.

Cómo hacer un disfraz de dinosaurio con una sudadera

Para hacerlo necesitaréis una sudadera verde, entretela de pegar y fieltro. Lo primero que haremos es cortar nuestras crestas.

El tamaño dependerá del de la sudadera, y de lo grandes que queremos que sean los triángulos. Lo mejor es tomar la medida de la sudadera, donde irá cosida la cresta, desde el borde inferior hasta la punta de la capucha, y calcular cuántos triángulos queréis poner. Ya con la medida, dibujamos sobre un papel el triángulo de molde, y con el cortaremos nuestras crestas, doblando la entretela a la mitad y haciendo coincidir la base del triángulo con el doblez.

Luego colocaremos estos triángulos dobles sobre el fieltro, y planchamos para fijar la entretela al fieltro, y luego cortamos las piezas dejando 2 o 3 mm. de margen en todo el borde.

Pinchamos todas las crestas en la sudadera con alfileres, haciendo coincidir el doblez de los triángulos con el centro de la sudadera, o sea con el lugar donde tiene que estar la cresta.

Con la máquina de coser cosemos todo a lo largo, fijando todos los triángulos por el centro.

Para terminar, con la máquina de coser unimos los lados del triángulo, que de esta manera quedarán parados, formando la cresta.

Podéis dejarlo así, o coser un parche de dinosaurio en el pecho para que quede aún más bonito. Podéis ver el tutorial completo con imágenes aquí.

¿Qué os parece? Fácil y muy práctico, ¡como todas las ideas que nos gusta presentaros en Pequeocio!

Vía: Just Another Day in Paradise