Para afrontar la vuelta al cole con alegría no hay nada mejor que incentivar a los peques con pequeños proyectos que los motiven y entretengan, como estos 5 portalápices divertidos que os traemos hoy… ¡un modo creativo de tener en orden el escritorio y los materiales escolares!

Ya os habíamos mostrado 5 manualidades infantiles para mantener  el orden 7 portalápices divertidos, esta vez veremos cinco portalápices hechos con materiales reciclados ¿os gustaría verlos?

¿Os ha gustado el mega portalápices de la imagen principal? Un verdadero organizador para tener en orden todos los materiales escolares más usados. Hacerlo es muy simple, necesitamos un círculo o plato de madera pintado como base, rollos de papel, papeles decorados y cola vinílica. Forramos los rollos con el papel deseado, le damos una mejor terminación al borde con una tira de goma eva, washi tape, etc., y pegamos los rollos a la base de madera. Podéis ver las imágenes del paso a paso en HP Create.

Portalápices Lego

Vuelta al cole
Fuente: Anunk

Si vuestros peques son fanáticos de Lego, les encantarán estos portalápices. Para hacerlos usaremos frascos de cristal (si los niños son pequeños podéis usar envases de plástico resistente) que debemos pintar por dentro con pintura en aerosol amarilla (también podéis usar pintura sintética con pincel, si usáis pintura acrílica pintad del lado externo, porque se levanta al rozarla con los lápices). Dejáis secar, y para terminar dibujáis las caras del lado externo con un rotulador permanente.

Portalápices con latas

Vuelta al cole
Fuente: Luzia Pimpinella

Las latas son probablemente el material más usado para hacer portalápices, y como veis hace falta muy poco para darles un aire monísimo. Podemos pintar las latas con cualquier pintura apta para tal fin (sintética, en aerosol, acrílica, chalk paint, etc), dejarlas secar y luego unirlas con una cinta de tela bonita, decorada con lazos, botones, etc.

Portalápices gusano

Portalápices
Más información: Donnarita

Para los más pequeños, un gusanito que los ayudará a tener en orden sus cosas. Debemos pintar unos cuantos rollos de papel con témpera del color deseado, y cuando se hayan secado pegarlos entre sí con cola vinílica o la pistola de cola termofusible, para formar el cuerpo del gusano. Apoyamos el cuerpo sobre un cartón fino y dibujamos la base, recortamos y pegamos para hacer el fondo del portalápices. Pegamos un círculo de cartulina o cartón pintado de verde para hacer la carita, pegamos por detrás dos limpiapipas para las antenas y dos ojitos por delante, y decoramos con motas de cartulina. Podéis ver las imágenes del paso a paso en el enlace debajo de la foto.

Portalápices Minion

Vuelta al cole
Fuente: Etsy

Los Minions son uno de los personajes del momento, si vuestros peques son fanáticos podéis hacer con ellos estos simpáticos portalápices. Las instrucciones para pintar el frasco o envase son las mismas del portalápices Lego, una vez que tenéis la base amarilla seca, pintáis por encima el peto y la correa de las gafas (con acrílicos), pegáis dos botones grises grandes y dentro dos ojitos. Si dais una mano de barniz transparente la pintura no se saltará.

¿Os han gustado estos portalápices para la vuelta al cole?