Halloween es una de las fiestas preferidas de los peques. Los disfraces y las películas de terror (para quienes se animan) son dos componentes fundamentales de esta celebración. ¿Y qué me decís de los dulces? Al fin y al cabo, Halloween no sería realmente Noche de Brujas sin el famoso “trick or treat” (truco o trato).

Preparar comidas especiales para Halloween puede ser una divertida actividad con niños. Hoy os traemos una idea muy fácil y divertidísima: arañas de Halloween de caramelo.

Lo mejor de esta sencilla manualidad de Halloween es que podemos prepararla en el último momento (se hace en un periquete) y además, las arañas de caramelo son tan simpáticas que no asustarán ni al más pequeño de nuestros hijos.

Arañas de Halloween

  • Chupa Chups: cantidad necesaria
  • Tubitos limpiadores de tuberías negros: 4 por cada Chupa Chup
  • Ojos saltones: un par por cada araña
  • Pegamento

Cómo hacer arañas de caramelo para Halloween

Primero, colocad un tubo limpiador sobre el palito del Chupa Chup y giradlo alrededor de éste para ajustar las primeras dos patas de la araña. Repetid este procedimiento cuatro veces hasta armar las 8 patas. Luego, pegad los ojos saltones sobre la cabeza de la araña (formada por las intersecciones de las patas).

Finalmente, doblad los extremos de los limpiadores de tuberías para que luzcan como patas y la araña de caramelo pueda mantenerse de pie.

¡Y listo! No olvidéis tomar fotografías de vuestros peques en Halloween, disfrazados y con arañas de caramelo en la boca.

Vía: houseofbabypiranha