Cuando decimos una palabra, siempre hay una sílaba que pronunciamos con mayor énfasis, es decir más fuerte. Justamente de ese énfasis particular que se pone sobre una de las sílabas de una palabra se trata el tema de hoy, la sílaba tónica y átona.

Este acento, es decir esta fuerza de voz mayor con la que se pronuncia una de las sílabas, nos ayuda a diferenciar palabras que se escriben igual, pero que no significan lo mismo, como por ejemplo «revólver» y «revolver». En este artículo os vamos a explicar en detalle qué son las sílabas tónicas y átonas, y os daremos ejemplos.

Sílabas tónicas y átonas

El español es un idioma con acento fonológicamente relevante. Esto significa que la posición del acento tiene un valor léxico distintivo, es decir que es importante para distinguir palabras que se escriben igual, como en los siguientes ejemplos:

  • Ayer María se ani por fin a cantar en público.
  • Entre el público estaban sus amigos para darle ánimo.
  • «Yo no me animo a cantar delante de desconocidos», decía siempre María.

Como véis, la posición de la sílaba acentuada, es decir la que pronunciamos con mayor énfasis, nos permite diferenciar una palabra de otra.

¿Qué es la sílaba tónica?

La sílaba tónica es la que presenta mayor prominencia fonética, es decir la que se pronuncia con más énfasis.

Normalmente, salvo algunas excepciones,  cada palabra tiene una sola sílaba tónica.

Ejemplos de sílaba tónica

  • Collar
  • Teclado
  • Papel
  • Tefono
  • piz
  • Canal
  • Telerico

Podemos notar que el énfasis mayor en la sílaba tónica recae sobre la vocal. El acento es este énfasis mayor con el que se pronuncia la sílaba tónica de una palabra. Cuando el acento es gráfico, es decir que se representa con un signo (el palito sobre la vocal acentuada), se llama tilde, y siempre recae sobre una vocal.

Según la posición de la sílaba tónica las palabras se clasifican en agudas, llanas, esdrújulas y sobresdrújulas.

¿Qué es la sílaba átona?

Las sílabas átonas son todas las demás sílabas que conforman una palabra, sobre las que no recae el acento.

Hay ciertas palabras, como ciertos monosílabos, que son consideradas completamente átonas: yo, tu, mi, mas, de, el, la, etc.

Ejemplos de sílaba átona

En la siguiente lista hemos puesto los mismos ejemplos anteriores, pero en este caso hemos resaltado en negrita las sílabas átonas:

  • Collar
  • Teclado
  • Papel
  • Tefono
  • piz
  • Canal
  • Telerico

¿Te ha quedado claro? También te pueden interesar estos temas: