Sabemos que a los niños les gustan los experimentos infantiles, eso no es ninguna novedad. Son curiosos por naturaleza y pocas cosas les divierten más que poder experimentar ellos mismos y sacar conclusiones ¡solitos! Hoy os proponemos un experimento fácil para hablar sobre la gravedad.

Os aseguro que necesitáis muy pocos elementos y ¡que os quedaréis con la boca abierta! Sí, sí, como leéis, quedaréis con la misma cara de sorpresa que la niña de la imagen. En un abrir y cerrar de ojos os quedaréis pensando sobre la fuerza de gravedad y cómo afecta a todo lo que nos rodea.

¿Me acompañáis?

Materiales necesarios

  • una copa
  • agua
  • un bol
  • pañuelo

Experimentos fáciles para aprender sobre la gravedad

Primero, llenad la copa con agua y giradla sobre el bol. Como es de esperar, el agua caerá dentro del bol. ¿Por qué? Sencillamente porque la gravedad es la fuerza de atracción entre un objeto (en este caso, el agua) y la Tierra. Por este motivo, si soltamos un boli, caerá de nuestra mano hacia el suelo y así sucesivamente.

Pero… ¿qué pasará si modificamos la situación habitual de los objetos? Ahora sí, manos a la obra con este experimento fácil…

Colocad el pañuelo sobre la copa, hundiendo la parte central dentro de ella como se ve en el vídeo. Luego, llenad la copa unas 3/4 partes (o un poquito más) y tensad el pañuelo. Aseguraos de que el pañuelo esté bien tenso antes de dar del siguiente paso. Voltead la copa sobre el bol y ¡veréis que el agua no cae! A pesar de poder traspasar la tela, el agua se mantiene en su lugar. Soltad las puntas del pañuelo y veréis que esté queda suspendido sobre la copa. El agua no cae y el pañuelo tampoco.

¿Por qué sucede esto? Hemos variado las condiciones: ahora no existe desplazamiento de aire, por ejemplo, y el pañuelo actúa como una barrera, evitando que el agua caiga en el bol.

Por supuesto, la repuesta totalmente científica es mucho más compleja pero con explicar a los niños que cuando cambian las variables, cambia el resultado, será más que suficiente… ¡al menos por ahora!

¿Os ha gustado este experimento infantil? No dejéis de hacer los 4 experimentos con agua que os propusimos hace un tiempo. ¡Son divertidísimos!

Imagen: Ben Earwicker / Garrison Photography, Boise, ID / www.garrisonphoto.org