polos-caseros-de-fruta

Polos de fruta caseros

Aprende a hacer polos helados de fruta caseros y saludables

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp
Share on pinterest
Polos de fruta caseros
4.1/5 | 7 voto[s]

Ingredientes

  • 200 ml de fruta licuada o en zumo
  • 100-150 ml de almíbar
  • opcional: zumo de medio limón
  • Estos polos de fruta son helados caseros fáciles de hacer que pueden consumirse en verano sin miedo ya que son totalmente saludables y sin duda un bocado muy refrescante.

    Cómo hacer Polos de fruta caseros

    Lavamos bien nuestra fruta, pueden ser fresas, frutos rojos, naranja, piña, melón, sandía, kiwi, plátano (solo combinado con otra fruta), mango, melocotones, ciruelas, etc… La pelamos, eliminamos pipas, residuos, centros, etc, y la licuamos (o exprimimos en el caso de la naranja).

    Preparamos un almíbar con 200 ml de agua y 100 g de azúcar, hacemos hervir por dos minutos y dejamos enfriar. Agregamos el almíbar y el zumo de limón, y llenamos los moldes para polos sin llegar hasta el borde. Si no tenéis moldes de polos, podéis usar vasos desechables. Para que el palito de helado se quede en el centro, podéis cubrir los moldes o vasitos con papel film y pinchar el palito al centro, de este modo el film lo sujetará mientras el líquido se congela.

    Llevamos al congelador por 3 o 4 horas (mejor de un día para el otro), y ya tenemos listos nuestros polos. Duran hasta 1 año en el congelador.

    ¿A vuestros peques les gustan los helados caseros? ¡Y a quién no! En verano los polos helados son uno de los dulces preferidos de los niños, pero los industriales contienen mucho azúcar, ¡y poca fruta! Pero esa va a cambiar, porque os vamos a dar unas recetas fáciles para hacer polos de fruta caseros. ¡Los peques podrán comer helado todos los días!

    ¿Queréis ver estas recetas de verano? Las opciones son infinitas, tan solo tenéis que combinar diferentes frutas de colores como éstas para conseguir resultados tan vistosos como éstos.

    Polos caseros de cerezas

    Estos polos tan bonitos están hechos mezclando leche de coco con cerezas congeladas trituradas y azúcar, pero también podemos cambiar la leche de coco por yogur, por ejemplo. Lo bonito de este helado de polo casero es el contraste entre el blanco y el rojo de las cerezas, realmente llamativo.

    polos caseros con fruta

    Polos helados de kiwi y sandía

    Polos de fruta fresca
    Más información: With Raw Intentions

    Con la fruta fresca podemos hacer todo tipo de polos, aprovechando los colores de la fruta para crear diseños divertidos. Por ejemplo estos polos se hacen llenando los moldes hasta las 3/4 partes con sandía licuada y llevándolos al congelador por 3–4 horas. Luego ponemos alrededor de un dedo de coco fresco licuado y de nuevo al congelador. Para terminar, completamos con un batido de kiwi y lima y dejamos congelar por otras 3 horas.

    Polos helados de yogur y frambuesa

    cómo hacer polos caseros de fruta

    El yogur griego es la base perfecta para estos helados de polo caseros, ya que por su gusto bastante neutro se combina muy bien con cualquier sabor. En este caso este polo está hecho con yogur griego y frambuesas (frescas o congeladas).

    Consejos para hacer polos caseros helados de fruta

    1. Las proporciones entre fruta y almíbar se pueden variar, todo depende de cuánto os gusten dulces los polos. Hay quien usa la misma cantidad de fruta y almíbar, pero nosotros los preparamos así porque nos gusta el sabor apenas ácido de la fruta.
    2. Podéis mezclar diferentes sabores, por ejemplo fresa y plátano (12 fresas y un plátano)
    3. También podéis hacer polos multicolores, llenando los moldes hasta un cierto nivel y congelando cada sabor antes de agregar el siguiente.
    4. Si lo preferís en lugar de almíbar podéis utilizar algún lácteo como el yogur o la leche ¡quedarán también deliciosos!
    5. También podéis hacer helados caseros de un solo ingrediente, como el helado de plátano ¡os sorprenderá! Solo necesitaréis plátanos maduros congelados y batirlos con un procesador de alimentos hasta que queden cremosos.

    ¿Qué os han parecido estos helados de polo caseros? ¡Refrescantes y saludables! Y además una buena manera de hacer comer fruta a los más pequeños. Si queréis tomar fruta en otra época menos veraniega también podéis probar con los batidos de fruta caseros.

    Imagen principal: Claire and Ed Sutton

    ¡Comparte!

    Share on facebook
    Share on twitter
    Share on pinterest
    Share on email
    Share on whatsapp

    Recibe nuestro newsletter semanal gratis​

    Entérate antes que nadie de las novedades, premios y sorpresas que tenemos reservadas para nuestros suscriptores