batidos de frutas recetas

Batidos de frutas

Cómo hacer batidos de fruta fáciles

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp
Share on pinterest

Ingredientes

  • 1 fruta grande (plátano, manzana, naranja, etc.), o 2 medianas (kiwi, ciruelas, etc.), o 4 pequeñas (fresas)
  • 200 ml de leche, zumo o agua, o 1 vasito de yogur blanco o griego
  • a gusto: hielo picado, especias como canela, azúcar, miel, etc.
  • Los batidos de fruta o smoothies son una receta ideal para tomar fruta, especialmente si utilizais las frutas enteras sin licuar, donde se perderían parte de la fibra. Prueba a hacerlos para la merienda infantil ¡les encantará!

    Cómo hacer Batidos de frutas

    Batimos las frutas con el lácteo elegido hasta que se integren. Podemos endulzarlo con algo de azúcar, miel, o simplemente disfrutarlo de forma natural.

    Los batidos de fruta son un clásico del verano, un modo fresco y saludable para merendar, que a los niños les encanta. Básicamente son una combinación de fruta fresca o congelada, con leche, yogur o agua. Hoy queremos contaros cómo se hacen los batidos de fruta, para que podáis hacerlos en casa cada día.

    Cualquier fruta que tengáis en casa os servirá, sola o mezclando diferentes frutas. ¿Nos tomamos un batido de fruta?

    Batidos de fruta, ¿cómo se hacen?

    Batidos de fruta

    Algunos niños no toman leche o comen fruta de buena gana, por lo que los batidos son una opción perfecta: dulces, frescos y nutritivos.

    Se suele llamar batido al que se hace con fruta y agua o zumo, y smoothie al que incorpora algún lácteo, ya sea leche, yogur o inclusive helado. Nosotros les llamaremos siempre batidos, que es más sencillo ¿verdad?

    • Un batido de fruta no necesita una verdadera receta. Las proporciones entre la fruta y el resto de los ingredientes son a gusto personal. Si a vuestro peque no le gusta la leche, entonces procuraremos que lo que más se sienta sea el sabor de la fruta, o viceversa. Además también podéis regular la cantidad de cada ingrediente según la textura que queréis obtener, más líquida (en este caso usaremos más leche o agua) o más cremosa (más fruta, o yogur).
    • Se pueden preparar combinando una o más frutas, mezcladas con agua o zumo, o con leche o yogur (yogur blanco o yogur griego).
    • También se puede agregar azúcar o sirope, aunque si queremos que nuestra merienda sea saludable, nos bastará el dulzor de la fruta. Si utilizáis frutas maduras, seguro que no necesitaréis agregar azúcar.
    • Si vais a usar frutas más ácidas (naranjas, kiwi), conviene combinarla con una fruta más dulce, como el plátano. Los cítricos no se combinan con leche porque se corta, podéis combinarlos con agua o yogur.
    • Los batidos se preparan en el momento, con leche, yogur o agua fríos para que estén más fresquitos.

    batidos de fruta

    En síntesis, para preparar un rico batido de fruta necesitamos fruta, y un medio líquido o cremoso, que puede ser leche, yogur, zumo o agua. Unas cantidades orientativas para preparar un batido grande son las que os damos más arriba. Simplemente ponemos todos los ingredientes en una batidora de vaso o robot de cocina, batimos por 5 segundos, y servimos.

    En Pequerecetas encontraréis 7 recetas de batidos, y si queréis ver otras ideas con fruta, no os perdáis nuestras 7 meriendas sanas a base de fruta.

    ¡Comparte!

    Share on facebook
    Share on twitter
    Share on pinterest
    Share on email
    Share on whatsapp

    más RECETAS FÁCILES

    Recibe nuestro newsletter semanal gratis​

    Entérate antes que nadie de las novedades, premios y sorpresas que tenemos reservadas para nuestros suscriptores