Vamos a aprender un concepto fundamental de la gramática, la división fundamental de una oración: os explicaremos qué son y cómo identificar el sujeto y predicado. Cuando usamos el lenguaje, ya sea de manera oral o escrita, agrupamos las palabras en oraciones. Las oraciones están formadas por un sujeto y un predicado, que tienen características y funciones específicas que nos permiten distinguirlos. ¡Vamos a verlo!

Qué son el sujeto y el predicado


En toda oración podemos diferenciar dos partes: el sujeto y el predicado. 

El sujeto indica quién o qué realiza la acción o de quién o qué se dice algo. En cambio el predicado describe la acción que realiza el sujeto o lo que se dice sobre él. Vamos a ver un ejemplo sencillo:

El autobús llega siempre en horario.

El autobús es el sujeto

llega siempre en horario es el predicado

Pero vamos a analizarlo en profundidad para ver las diferencias entre sujeto y predicado.

El sujeto

Sujeto y predicado

El sujeto es la persona, animal o cosa que realiza la acción, o de quien se dice algo, en el predicado.

Para averiguar cuál es el sujeto en una oración tenemos que preguntarnos ¿qué?, ¿quién? o ¿quiénes? realizan la acción del predicado. Vamos a verlo con algunos ejemplos:

  • El perro ladró toda la noche: ¿Quién ladró toda la noche? El perro, por lo tanto «el perro» es el sujeto de la oración.
  • La falda de María es azul: ¿Qué es azul? La falda de María. El sujeto de esta oración es «la falda de María»

Como vemos en el segundo ejemplo, el sujeto no siempre realiza la acción que se describe con el verbo, ya que el verbo también puede hacer referencia a un estado: Juan está triste; El libro es viejo, etc. 

Tipos de sujetos

  • Sujeto expreso: el que está señalado claramente en la oración a través de un sustantivo o un pronombre.
  • Sujeto elíptico, omitido o tácito: cuando en la oración no hay un sustantivo o pronombre que se pueda identificar con el sujeto, pero se puede inferir su existencia. Un ejemplo: Vamos al cine. Esta oración está compuesta solo por el predicado, pero el sujeto existe y es tácito, podemos deducir que es «nosotros».

Complementos del sujeto

El núcleo del sujeto es un sustantivo o un pronombre:

  • El cardumen nada cerca de la superficie. (El núcleo es un sustantivo: cardumen)
  • Nosotros llegaremos mañana por la tarde. (El núcleo es un pronombre: nosotros)

Este núcleo (sustantivo o pronombre) puede tener complementos de nombre (CN) que lo modifican o dan más información sobre él. El CN puede ser:

  • AdjetivoLa vaca flaca pastea en el campo.
  • Sintagma preposicional: Palabra o grupo de palabras que constituyen una unidad sintáctica cuyo primer elemento es una preposición. Ejemplo: El vestido de seda es una preciosidad.
  • AposiciónPalabra o sintagma que se yuxtaponen a un nombre o a un pronombre y sirven para explicar algo relativo a ellos o para especificar la parte de su significación que debe tenerse en cuenta. Puede ser especificativa (un sustantivo que acompaña al núcleo y se une directamente a él, sin comas: parque Lezama, río Ebro); o explicativa (sintagma nominal que modifica al núcleo, y va siempre entre comas: Madrid, la capital de España,…)

El predicado

El sujeto y el predicado

El predicado describe la acción que realiza el sujeto, o lo que se dice sobre él.

En el predicado siempre hay un verbo. Para averiguar cuál es el predicado en una oración tendremos que preguntarnos ¿qué hace el sujeto? Veamos algunos ejemplos:

  • El perro ladró toda la noche: ¿Qué hizo el perro? Ladró toda la noche, por lo tanto «ladró toda la noche» es el predicado de la oración.
  • La falda de María es azul: ¿Qué es la falda de María? Es azul. El predicado de esta oración es «es azul».

Tipos de predicados

  • Predicado verbal: tiene como núcleo al verbo. Un ejemplo: Nuestros amigos visitaron Turquía el mes pasado.
  • Predicado nominal: el núcleo es un nombre o palabra sustantivada, acompañado por un verbo copulativo (ser, estar, parecer). Ejemplo: Juan Martínez es médico.
  • Predicado adjetival: el núcleo es un adjetivo o sintagma adjetival, acompañado por un verbo copulativo (ser, estar, parecer). Por ejemplo: El deporte es bueno para la salud.

Complementos del predicado

Los predicados verbales están formados por el verbo y los complementos que lo acompañan y dan más información sobre la acción. No todos los verbos necesitan de un complemento para tener sentido total. Los verbos que lo necesitan para completar su sentido se llaman verbos transitivos. Veamos un ejemplo:

Mario compró el periódico.

Comprar es un verbo transitivo, porque sin el complemento, en este caso «el periódico», tiene un significado incompleto: si decimos solo «Mario compró», no sabemos qué compró.

En cambio, los verbos que no necesitan de un complemento porque tienen un significado completo, se llaman verbos intransitivos. Veamos algunos ejemplos:

Julio César murió.

El niño llora.

El bosque florece.

Los elementos que pueden acompañar al verbo en el predicado verbal son:

  • Complemento directo (CD): es la persona, animal o cosa sobre la que recae la acción del verbo. Ejemplo: María lee el periódico.
  • Complemento indirecto (CI): es la persona, animal o cosa que recibe de forma indirecta el beneficio o daño de la acción. Puede ir acompañado de las preposiciones “a” y “para”. Ejemplo: María lee el periódico a su padre.
  • Complemento circunstancial (CC): nos da información sobre la circunstancia en la que se desarrolla la situación descrita por el verbo del que es complemento. Ejemplo: María lee el periódico a su padre durante el desayuno.

Existen otros tipos de complementos como el complemento agente, que realiza la acción en las oraciones pasivas (Juan era conocido por todos), y el complemento de régimen (CR), que es un sintagma preposicional que no es CD, CI ni CC. Pero los más importantes y más usados son los tres que hemos explicado anteriormente.

Ejemplos de oraciones con sujeto y predicado

Ahora que tenemos bien claro lo que son el sujeto y predicado, vamos a ver unas cuantas frases como ejemplo. En todas ellas encontraréis subrayado el predicado, y sin subrayar el sujeto.

  1. Mi perro Bobby tiene manchas en el lomo.
  2. La leche de vaca contiene minerales y proteínas importantes para el organismo.
  3. Jorge Luis Borges fue un escritor argentino.
  4. Mi hermana y yo vamos todos los veranos a Benidorm.
  5. Encontramos estas llaves tiradas en el parque.
  6. El nuevo móvil de Sony tiene una pantalla muy grande.
  7. Se fueron antes de que llegaras.
  8. El libro azul está encima de la mesa del salón.
  9. Los útiles escolares han subido mucho de precio este año.
  10. Todas las mañanas corremos 10 kilómetros.